El Southampton va en línea recta directo a Cuartos de Final

El Southampton salía con un 4-3-3 con muchas modificaciones en la que varias de las piezas estaban siendo descansadas, con McCarthy en el arco; en defensa Yoshida daba descanso a Martina en el lateral derecho, los centrales eran Fonté y Stephens y en el lateral izquierdo McQueen; en el mediocampo una línea de tres que le daba libertad a los laterales con Reed, Ward-Prowse y Hojgjberg aunque no son titulares son una banca de lujo; en la delantera los extremos Boufal e Isgrove y en punta Rodríguez.

El Sunderland aplicaba el mismo esquema con Pickford en el arco; destacando su férrea defensa con Jones en el lateral derecho, Koné y Djilobodji los centrales y el movedizo Van Aanholt por el lateral izquierdo; Rodwell y Ndong iban como interiores y el centro del campo era controlado por McNair; Anichebe jugaba más adelantado de Khazri y Watmore en el tridente en ataque.

En el St.Mary’s Stadium siendo esta una de las competiciones más accesibles para el Southampton, los de Puel dispusieron de una alineación alternativa cuidando la plantilla de cara a un calendario bastante exigente en una temporada atípica para ellos en la que enfrentan tres competiciones; Premier en la que buscan clasificarse a competiciones europeas, Europa League en la que quieren debutar con éxito y la Copa de la Liga en la que siempre les va mejor pero deben cuidarse tras caer con los rivales menos probables desde tiempos inmemorables.

Los de Puel se enfrentaban a un equipo considerado como la piedrita en el zapato de los Saints, el Sunderland que les ha hecho la vida imposible en varios encuentros; y a pesar de la actualidad de los Black Cats, Puel iba con precaución contra sus rivales de Premier League. El Sunderland que pretendía maquillar su temporada en busca de la victoria tras una realidad difícil en liga doméstica que los tiene en zona de descenso y luchando por sobrevivir.

Dada la importancia que los Saints le daban a este encuentro eran más precavidos cerrándose atrás, destacando que ese es el juego habitual de los Black Cats, subiendo en bloque y aprovechando la velocidad de sus bandas que son primordiales en el juego de los de Puel  dándole la iniciativa al Sunderland. No se pudo abrir el marcador en la primera mitad en un partido atípico con estadísticas muy pobres, pocos disparos al arco que dejan en evidencia lo difícil que se le hacen los Black Cats al Southampton.

Decir que fue raro ver al Southampton jugar en una tónica defensiva, refugiado en su campo y dándole la iniciativa al rival subiendo en bloque intentando aprovechar la velocidad de sus extremos, en esta ocasión Isgrove y Boufal; el primero un canterano de experiencia ya en el primer equipo bajo el mando de Koeman en pretemporada y el segundo debutando, pero que poco pudieron hacer para ayudar a Rodríguez que no es considerado un primer delantero; es más utilizado como segundo delantero. La posesión en el terreno de juego así lo expresaba con un 67% para el visitante y un 33% para el rival.

El Sunderland aprovechó las ventajas que le concedió el rival y subió con más frecuencia con Anichebe a la cabeza que tenía un duelo personal con Stephens, central de turno del Southampton, otro canterano más. La poca experiencia y lo poco acostumbrados que están de jugar juntos estos jugadores nos dieron una primera mitad, como se dijo atípica, para un Southampton que espera a Chelsea e Internazionale de Milán.

En la segunda mitad el Southampton recurría a un fútbol compacto con una férrea marca buscando robarle el esférico al Sunderland y salir al contragolpe, lo importante es que no fueran superados en el retroceso, porque delanteros como Watmore que es rapidito podía ganarle a la última línea, filtrarse y enfrentar cara a cara a McCarthy ya que los laterales estaban jugando muy adelantados dejando solos a los dos centrales de gran desgaste.

La defensa una de las zonas más representativas del Southampton, sobretodo en casa, buscaba explotar eso para poder salir al contragolpe. Y cuando mejor estaba jugando el Sunderland, Boufal en la individual salió con balón controlado rematando en diagonal desde fuera del área pequeña para el 1-0 del Southampton en el 66’. Destacando que el extremo fue otro jugador del Soton en debutar con gol, al igual que Austin.

En el 81’, un poco tarde, Puel optó por más control del esférico en el centro del campo con la ventaja, ingresando a Clasie por Reed. Mientras en el 86’ en busca de más ataque ingresó Pienaar por McNair en el Sunderland. Variantes para cerrar el encuentro que no se modificó para la victoria por la mínima del Southampton sobre su némesis el Sunderland que acentúa su mal momento. Y con un Sunderland que culminó sin técnico tras la expulsión de David Moyes por improperios contra el árbitro.

 

 

 

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*